Lunes 8 de Marzo de 2021

Hoy es Lunes 8 de Marzo de 2021 y son las 19:23 ULTIMOS TITULOS: Godoy Cruz le arruinó la fiesta a San Martín y se quedó con la victoria / Jóvenes voluntarios realizaron tareas de higiene urbana y difusión sanitaria en Florencio Varela / PabloTrapero ganó el León de Plata en Venecia / San Lorenzo defiende la punta en el clásico ante Huracán con todo el Ducó en contra / Scioli respaldó la continuidad de Fútbol para Todos y se diferenció de los dirigentes de Cambiemos / Independiente se dio el gran gusto y goleó a Racing ante su gente / Olimpo recibe a Sarmiento en Bahía Blanca / Atrapamiento y recuperación del alma / Messi marcó el gol del triunfo ante el Atlético de Madrid / El desmesurado universo de la literatura fantástica / Castro: "La victoria de Corbyn expresa el rechazo a las políticas de austeridad que afectan a los que menos tienen" / Sin escapatoria en la frontera sur de Hungría / Francisco criticó el sistema actual "que desplazó al hombre del centro y puso al dinero" / El jefe del ELN ratificó la disposición a negociar pero advierte sobre la reedición de una "coordinadora guerrillera" / Recordarán en Entre Ríos al milagrero Lázaro Blanco, a 129 años de su muerte / Argentinos recuperó la sonrisa y le ganó a Nueva Chicago de visitante / Nostalgia de las relaciones carnales / Scioli convocó a "ir hacia adelante a partir del 25 de octubre y no para atrás" / Macri prometió "universalizar un ingreso ciudadano" y fijó como meta el "hambre 0" / Ahora 12 superó los 30.000 millones de pesos en ventas /

27°

El tiempo en Villa Minetti

FUTBOL

11 de junio de 2017

La intimidad de la selección: cumbia, truco y alivio en el país de los autos que andan solos

Inmersa en un buen clima después de haberle ganado a Brasil, la selección se entrena en Singapur, donde el martes enfrentará a un débil conjunto nacional local

SINGAPUR.- Una orquídea sobre la cama, para que supieran cuál es la flor nacional. Una fiesta de casamiento, la de Sumitro y Alicia, en el salón principal. Un nene levantando un cartel con el nombre de Messi, el que no vino. Con esos detalles se encontraron los jugadores de la selección argentina no bien ingresaron al Fullerton Hotel en el atardecer de ayer, dejando atrás ocho horas de vuelo y también el frío de Melbourne: la temperatura pasó de los ocho grados de la noche del partido contra Brasil a los 33 que los esperaba en esta ciudad-Estado. No fueron los únicos detalles que evidenciaron un cambio: también el clima interno lucía diferente. Rock, cumbia, risas y truco entre los futbolistas dominaron el vuelo chárter, señal de que la tensión del comienzo de un nuevo ciclo había sido disipada. Lo que valen los triunfos, incluso cuando son amistosos.

El trayecto desde Australia sirvió también para que el cuerpo técnico repasara una y otra vez las imágenes del juego. La observación reafirmó las ideas con las que se habían ido a dormir la noche anterior: les gustaron los pasajes de presión en bloque ejercida en el primer tiempo y la agresividad defensiva; notaron que algunos problemas en la salida de Chiquito Romero fueron la consecuencia de la falta de opciones de pase que tenía; confirmaron lo incómodo que le quedó el clásico a Higuaín y la falta de forma de Messi. Y dieron vuelta la página.

Lo que ocurra aquí tendrá otros parámetros: la estatura del rival (Singapur nunca jugó un mundial y se ubica 157 en el ranking FIFA) y los cambios que hará Jorge Sampaoli ponen al partido en una dimensión completamente diferente a la del clásico. El entrenador quiere aprovechar el último tiro que le queda antes de las Eliminatorias para probar más jugadores, por lo que puede pensarse en una formación casi enteramente nueva. Se sabe que no estarán Messi (vino con el plantel pero cambió de avión y se fue a Barcelona), Higuaín y Otamendi, ambos licenciados por el cuerpo técnico; lo que sigue es definir cuántos de los otros titulares se repetirán en la formación inicial.

El primer día aquí sirvió para comprobar lo que dicen las guías: puede llover y dejar de hacerlo incontable cantidad de veces cada jornada. Lo que no varía es el calor, todas las tardes por encima de los 30 grados. Esa razón hizo que la selección cambiara el horario de entrenamiento: mejor hacerlo cuando cae la noche y la sofocación cede algo. Singapur se destaca por unas cuántas razones más: tiene la fuerza de un país joven que tras haber sido dominado casi 140 años por los británicos, se unió a Malasia y en 1965 se independizó; apuesta a la tecnología: se hacen pruebas en la calle con vehículos que circulan sin conductor; es también un polo financiero tal que uno de cada seis hogares es habitado por un millonario; las orgullosas estadísticas muestran que el año pasado el país ocupó el primer lugar en las pruebas PISA, el ranking de educación a escala global.

Una muestra de la historia y de ese progreso se nota al pie del hotel en el que duerme el plantel argentino. En los pubs con reminiscencias británicas que bordean el río Singapur se escucha una gran mayoría de las conversaciones en inglés, uno de los cuatro idiomas oficiales. La bahía no necesitaría luces propias: la fastuosidad de los rascacielos impresiona.

Pero Singapur también es un lugar donde los controles del gobierno son tan estrictos que ha recibido denuncias reiteradas de falta de libertad de prensa. También está prohibido escupir y no se venden chicles, salvo aquellos que se utilizan para dejar de fumar.

Recluidos en un hotel que antes fue el edificio central del correo nacional, los jugadores no tienen demasiado acceso a esas historias en vivo. Para la mayoría de ellos (salvo los seis que juegan en la Argentina), estar acá es dar el último paso hacia las vacaciones. Claro que para muchos el partido representará su gran posibilidad de demostrarle al DT que valdría la pena llevarlos al Centenario el 31 de agosto a jugar contra Uruguay, cuando las eliminatorias entren en modo decisivo. Con la ilusión de estar, los suplentes del viernes ayer le dieron intensidad a la primera práctica en el Home United FC, mientras los titulares se movían en el gimnasio del hotel.

De los 23 que llegaron aquí, el único que se entrena al margen es justamente la mayor apuesta de Sampaoli en esta convocatoria: Mauro Icardi. El delantero de Inter sigue recuperándose de una distensión muscular. A esta altura resulta improbable que el delantero de Inter pueda jugar el martes. El lamento lo comparte con el técnico, que el jueves había deseado "un milagro" para poder tenerlo ante Brasil. Algo así tendría que esperar para que Icardi, justo el que tenía los boletos para reemplazar a Higuaín, pueda pisar el estadio Nacional de Singapur y sume millas para canjear por un lugar en el barco rumbo a Montevideo.

 

FUENTE: LA NACION

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!