Hoy es miercoles 21 de agosto de 2019 y son las 06:50 hs. ULTIMOS TITULOS: Godoy Cruz le arruinó la fiesta a San Martín y se quedó con la victoria / Jóvenes voluntarios realizaron tareas de higiene urbana y difusión sanitaria en Florencio Varela / PabloTrapero ganó el León de Plata en Venecia / San Lorenzo defiende la punta en el clásico ante Huracán con todo el Ducó en contra / Scioli respaldó la continuidad de Fútbol para Todos y se diferenció de los dirigentes de Cambiemos / Independiente se dio el gran gusto y goleó a Racing ante su gente / Olimpo recibe a Sarmiento en Bahía Blanca / Atrapamiento y recuperación del alma / Messi marcó el gol del triunfo ante el Atlético de Madrid / El desmesurado universo de la literatura fantástica / Castro: "La victoria de Corbyn expresa el rechazo a las políticas de austeridad que afectan a los que menos tienen" / Sin escapatoria en la frontera sur de Hungría / Francisco criticó el sistema actual "que desplazó al hombre del centro y puso al dinero" / El jefe del ELN ratificó la disposición a negociar pero advierte sobre la reedición de una "coordinadora guerrillera" / Recordarán en Entre Ríos al milagrero Lázaro Blanco, a 129 años de su muerte / Argentinos recuperó la sonrisa y le ganó a Nueva Chicago de visitante / Nostalgia de las relaciones carnales / Scioli convocó a "ir hacia adelante a partir del 25 de octubre y no para atrás" / Macri prometió "universalizar un ingreso ciudadano" y fijó como meta el "hambre 0" / Ahora 12 superó los 30.000 millones de pesos en ventas /

27 de mayo de 2017
De Cromañón al recital del Indio: cuando la culpa siempre la tienen la víctimas
Esta semana se confirmó que los dos muertos en Olavarría sufrieron asfixia. La pericia oficial versus la versión instalada.

En agosto de 2009 tuve, junto a otros colegas, la triste tarea de entrar al boliche Cromañón. Era la primera vez que se abrían las puertas a la prensa después de la tragedia. Para mí -y para muchos-, fue la oportunidad de cerrar el oscuro círculo que se había abierto en diciembre de 2004. Fui uno de los periodistas que trabajó la noche del incendio, fui uno de los que siguió todas las instancias del primer juicio, y poner los pies dentro del local me ayudó para comprender muchas de las cosas que había escuchado, pero que no había podido ver.

Esa mañana es una de las más angustiantes que me haya tocado vivir como cronista. Todavía cierro los ojos y puedo recrear muchas de las cosas que vi. Cada vez que lo hago - ahora para escribir esta columna por ejemplo-, vuelve a hacerme sentir ese puño que cierra la garganta, que oprime el pecho.

Siempre voy a recordar que ese mediodía, cuando las puertas se habían vuelto a cerrar detrás nuestro, un colega me preguntó: “¿Viste la guardería en el baño?”. Cinco años después la mentira seguía viva. La pregunta me tomó por sorpresa. No era una persona cualquiera la que preguntaba, era un periodista como yo, alguien que tendría que haber sabido. En mi cabeza era un hecho saldado. Yo creía ciegamente que todo el mundo tenía que saber que esa era una de las tantas cosas que se habían inventado para ensuciar a las víctimas, para hacerlos parecer inhumanos, salvajes. No había sido un mito urbano. Había formado parte de un plan sistemático en el que, además, los que murieron habían muerto por alcohólicos y drogadictos.

Para el momento de la inspección de Cromañon, ya todos sabíamos de las puertas de emergencia atadas con alambre y cerradas con candado, del desborde en la cantidad de gente que hubo esa noche, de la ausencia de controles que habían permitido el ingreso de las bengalas. Sin embargo aquella espantosa mentira primitiva de la guardería en el baño del primer piso seguía viva años después.

Esta semana tuve una sensación similar. Hace algunas horas se conoció el informe de la pericia forense sobre las muertes de Javier León y Juan Francisco Bulacio. Son las víctimas del recital del Indio Solari en Olavarría. La conclusión de la perito Mirta Mollo es contundente: murieron por asfixia. Pero no se detiene ahí. Los cuerpos presentaban golpes y moretones, signos inequívocos de aplastamiento. La pericia detalla también que habían consumido alcohol y drogas, pero no le atribuye a eso las muertes. Murieron porque les falto oxígeno por un tiempo prolongado.

El resultado llega dos meses después del recital, pero eso no es lo peor. Llega dos meses después de que alguien dejara trascender que los dos habían consumido drogas y alcohol, y que además tenían enfermedades preexistentes. Esto coincide casualmente con la estrategia de la defensa de la productora del recital, que firmó el informe forense en disidencia con ese argumento.

El trabajo estaba hecho. A una velocidad asombrosa el caso estaba cerrado. Nadie tiene la culpa más que los que murieron. Punto. Fin de la historia. Basta con volver a leer todas las notas en los diarios y los portales para ver hasta donde llegó el convencimiento de gran parte de la gente de que los que murieron en Olavarría, murieron “por drogones”. No importa que esté probado que la cantidad de entradas que se vendieron para el show superaba ampliamente las permitidas, y que llegado un punto eso ya no tenía ninguna importancia. Todos los que quisieron entraron, con ticket o sin él.

No importa tampoco que Solari tuviera que detener el recital para pedir que dejaran de empujarse. Tampoco tiene ningún sentido que hubiera una sola salida del predio para esa marea humana. Murieron porque “se pasaron de mambo”. Y esa certeza que exonera de culpa y cargo a cualquiera que tuviera que ver con la organización del show -a cualquiera, no sólo al exlíder de los Redondos- y que vuelve a las víctimas sus propios asesinos -escondiendo lo colectivo en la responsabilidad individual- seguirá latiendo en la cabeza de muchos. Aún con la pericia en la mano.

Esto no es algo que pueda resolver la ciencia. Este es el terreno del discurso. Y en esa arena la noción de que nada salió mal con la organización ya fue puesta a funcionar hace meses, y el que se oponga a esa idea lo hace porque tiene intereses oscuros, mediáticos, políticos, antipopulares. Igual que con la guardería inventada en el baño en Cromañón, seguirá funcionando dentro de mucho tiempo, mientras existan aquellos que cierren los ojos y se murmuren al oído la historia que los deje dormir tranquilos.

 

FUENTE: TN



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »








LA RADIO EN VIVO

   

El tiempo en Villa Minetti

6.8°C

Despejado

GUIA TELEFONICA

 

Buscar en Villa Minetti
 

 

HORÓSCOPO

 
Capricornio
CAPRICORNIO (del 22 de diciembre al 20 de enero)

Todos te reconocen por tu buen humor y tu permanente estado jovial. No permitas que hoy logren sacarte de las casillas. Sientes que diste todo lo que podías dar, pero del otro lado no sucedió lo mismo. Habla con tu pareja, de manera sincera. Por suerte, esta vez conseguiste quien pudiera salvarte de no terminar en la calle. Que te sirva como lección.Sugerencia: Salir a correr es bueno para tu cuerpo y tu mente, pero no así como tú lo haces. Cuida un poco más tu garganta o terminarás en cama.

 

LO MAS LEIDO DEL MES

 
Aportes provinciales para traslados de profesores a Escuelas Rurales
Así está el medallero argentino en los Juegos Panamericanos de Lima
Se posterga el aumento del precio de los combustibles
Dólar, inflación y reactivación: las promesas económicas de los candidatos presidenciales
El dólar saltó 80 centavos y superó la barrera de los $46
 

DOLAR

 
COMPRA
VENTA
52.39
57.39

 

LO MAS LEIDO DESDE EL INICIO

 
EL HOSPITAL DE VILLA MINETTI CONSIDERADO COMO UN MODELO PARA IMITAR
Viejos vecinos de Sandrini despiden el chalé donde vivió el humorista: lo van a demoler
Así es el Cemafe por dentro
Expo Agro Nea. Charata Chaco Argentina
Prohiben la venta y el consumo de un dulce de leche artesanal
 
 

RadiosNet