Martes 30 de Noviembre de 2021

Hoy es Martes 30 de Noviembre de 2021 y son las 18:43 ULTIMOS TITULOS:

PROVINCIALES

11 de abril de 2020

Durante la primera quincena de mayo llegaría el pico de coronavirus a Santa Fe

El ministro de Salud de Santa Fe, Carlos Parola, hizo un análisis de la situación en la región ante el coronavirus y hasta cuándo es necesario seguir en cuarentena. También hizo referencia al dengue, otra epidemia que afecta a toda la provincia.

Desde que comenzó el aislamiento social y preventivo por el COVID-19 en toda la Argentina, desde el Ministerio de Salud de Santa Fe se trabaja de manera mancomunada con Nación para controlar los casos y llevar los números reales de la pandemia a nivel local. En cuanto a esto, “estamos viendo que la curva de casos tiene una tendencia al aplanamiento -según datos de los últimos días. La positividad frente al número importante de casos que vamos estudiando, va bajando”, dijo el ministro Carlos Parola en una entrevista exclusiva con Carlos Delicia en Sin Mordaza TV.

“Santa Fe sigue trabajando y mucho para la prevención. Poner primero a la sociedad en alerta, por la importancia que tiene el autocuidado. Y por otro lado nosotros, trabajando en toda la organización sanitaria”, indicó el ministro.

Estamos en el inicio del cuidado de algo que va a durar varios meses. Es importante que no bajemos la guardia

Testeos

Gracias a la participación de un efector de Rosario, el CEMAR, en la realización de los test para saber si una persona tiene o no coronavirus y al envío por parte de Nación de los reactivos, la provincia avanza en el diagnóstico. “Hemos pasado los 1.500 testeos y tuvimos 189 casos. Eso nos está mostrando que nuestros indicadores son aceptables. Hay  tres pacientes -hasta el jueves- con respiradores y lamentablemente los tres son de la misma delegación que visitaron el sur argentino y estuvieron con turistas franceses”, señaló Parola.

En tanto, se registraba hasta ayer única muerte en la provincia de Santa Fe por coronavirus. Se trató del cónsul chileno que fue de visita a Chile y cuando vuelve comenzó con un cuadro febril y no hubo evolución. (Al cierre de esta nota se conoció el fallecimiento de la segunda víctima por COVID-19 en la provincia de Santa Fe)

Lo que viene

En Santa Fe y Rosario vemos poca circulación viral. De todas formas, “nosotros nos estamos preparando y seguimos trabajando a diario pensando que entre la última semana de abril y la primera quincena de mayo estaría el pico”, dijo el ministro a Sin Mordaza.

“Nuestra lucha es prolongar en el tiempo, que en varios meses puede que lleguemos a tener un números de casos esperados, pero que no haya una saturación del sistema sanitario para dar respuestas a la sociedad”.

Los que deben cumplir la cuarentena

En el mes de marzo llegaron alrededor de 27 mil santafesinos que estaban de viaje. “Todos esos casos deben guardar cuarentena. Nosotros estamos informados y debemos hacer el seguimiento. Apelamos a la responsabilidad social, en general se hace el seguimiento, se busca la manera que cumplan ese compromiso que hoy es sagrado. Lamentablemente, desde el lunes pasado empezamos a ver un crecimiento en la circulación de gente. Por ello, no solo Perotti sino los demás gobernadores pidieron que se mantenga estricta la cuarentena. Todos ven que se ha hecho un gran esfuerzo y lo que no debemos permitir es la relajación de las medidas que nos llevarían a empeorar los resultados”, manifestó el ministro.

“Estamos en el inicio del cuidado, de algo que va a durar varios meses. Es importante que no bajemos la guardia”.

Cantidad de camas por departamento

En la provincia de Santa Fe se dispusieron de varios centros de aislamientos. Estos lugares serán ocupados por personas que no presenten un cuadro complicado de coronavirus pero que no tengan un lugar adonde pasar el aislamiento necesario para no contagiar a sus familiares. A este fin, se genero un comité de emergencia interministerial y uno por cada departamento, que es conducido por el senador de cada departamento

Según el ministro, “hay cuestiones que se deben seguir a rajatabla, como seguridad y salud. El resto de la organización, nosotros hemos dado la cantidad que camas que necesitaríamos para aquellos pacientes que dando positivo, no tengan las condiciones económicas o ambientales para hacer el aislamiento. Si en una casa viven cuatro personas y hay un dormitorio y medio, evidentemente no es conveniente que la cuarentena sea en ese ámbito”.

Ante esta realidad, se buscan clubes, hoteles, campings con espacios donde se pueda desarrollar una vida serena, con comida y controles de enfermería y médicos. “Los casos leves estarían en estos ámbitos”, dijo Parola.

“El enfermo leve queda en aislamiento, el moderado va a una cama de un hospital y el grave va al área crítica- esos son los tres escalones que tenemos”.

El ministro dio una buena noticia en Sin Mordaza, “hoy hemos aumentado la capacidad de camas en un 25 por ciento, tanto en el público como en el privado. Estamos superando hoy las 850 camas y vamos a llegar con 900, con la tranquilidad de tener el número de respiradores necesarios. Y con el compromiso que tiene Nación con lo que nos está entregando. Más el refuerzo que tiene la parte privada”.

“Se han puesto más camas y estamos trabajando en la puesta en funcionamiento de lugares hospitalarios que estaban cerrados, como es el caso del viejo Hospital Iturraspe. Hoy tenemos un cambio muy bueno en ese lugar y le daremos a futuro algún destino”, precisó.

Respiradores de mano de emprendedores

Desde que comenzó el aislamiento en Argentina comenzaron a aparecer distintas personas que se sumaron a aportar su granito de arena en cuanto a llevar soluciones a la salud. Tal es el caso de personas que sin intereses realizan máscaras, barbijos y hasta respiradores portátiles.

“Valoramos muchísimo el entusiasmo de la gente de Rosario y de otros lugares. Son equipos que nos permitirán trabajar en los tránsitos entre la llegada de un paciente que se ponga crítico hasta llevarlo a un respirador que pueda darle la garantía de atención durante muchos días. Se habla de 14, por eso se deben tener máquinas que nos den estabilidad en el tiempo”, dijo Parola.

“El enfermo leve queda en aislamiento, el moderado va a una cama de un hospital y el grave va al área crítica- esos son los tres escalones que tenemos”

“Eso nos da la oportunidad que podamos repartir estos respiradores hasta la llegada del paciente a lugares críticos”.

El dengue, la otra epidemia

En la provincia de Santa Fe, se registran más de mil casos de dengue y el 1° de abril se conoció la muerte de un paciente de 32 años de Alto Verde, en la capital de la provincia por esta enfermedad.

“Lamentablemente teníamos este año previsto que iba a ser mayor, porque se anunciaba que para toda América Latina habría un gran brote de dengue. Tuvimos un brote inicial que se pudo contrarrestar, se trasladó al centro y sur de la provincia. Ahora se volvió a radicar en esa zona. Es preocupante y se va a seguir trabajando. Está comprobado que al estar la sociedad más quieta -por la cuarentena- el mosquito tiene más gente para picar”.

El ministro explicó además que hay cuatro variedades de dengue. Hay una que es el hemorrágico y es a la que más se teme. “Una persona que tuvo dengue puede volver a tenerlo. Y en las variedades podés llegar a tener el hemorrágico que agrava el cuadro. Lo importante es hacer el diagnóstico temprano, porque sea el tipo que sea, se toman los cuidados de manera rápida. Además Parola insistió en la necesidad de no automedicarse ni tomar aspirinas. La recuperación de este virus es de 15 días aproximadamente.

Comida congelada en hospitales

Algunos grandes efectores de la provincia de Santa Fe reciben la alimentación para sus pacientes provenientes de empresas gastronómicas que distribuyen sus raciones congeladas, teniendo cada nosocomio incluso, su propia cocina. Sobre esta situación, Parola dijo que “hay contratos establecidos. En Reconquista tuvimos algunas particularidades y pudimos hacer un buen trabajo con las autoridades locales. Estos contratos llevan tiempo y cortalos serían onerosos para la provincia. A medida que se vayan venciendo analizaremos si se sigue en la misma dirección”.

Falta personal de la salud

El recurso humano calificado para la atención en la salud es uno de los grandes déficits que tiene no solo Santa Fe, sino el país. “Es el gran desafío que tiene la salud. Hacer hospitales es valorable pero lo más difícil y lento es formar recursos humanos adecuados. Y no solamente médicos, sino también del área de enfermería. Un país organizado y serio tiene que programar esto para la cantidad de habitantes y efectores que tiene”, señaló el ministro.

“tenemos una mirada optimista sobre la pandemia del coronavirus en Argentina, pero no podemos transmitir triunfalismo”

En esta emergencia por el coronavirus estamos viendo esta realidad. “Siguiendo los modelos chinos, se puede construir un hospital que tenga 70 camas en 30 días. Lo que no hacés en ese tiempo es formar un buen profesional para que pueda trabajar en ese hospital”, aseguró.

“Esto tiene que ser un llamado de atención para saber cómo tenemos que cuidar nuestro sistema de salud”.

Acerca de lo que se viene en el país, Parola dijo que “tenemos una mirada optimista sobre la pandemia del coronavirus en Argentina, pero no podemos transmitir triunfalismo. El único antídoto real y más eficiente que el hospital y la terapia es el cuidado que tiene que tener la gente y mantener las medidas básicas esenciales: lavado de manos, toser en el pliegue del codo, si hay síntomas, consultar enseguida”.

“Estamos hoy recomendando que se usen barbijos caseros y quizá en algunos días sea obligatorio. Un tapaboca se puede hacer en la casa y es muy económico y se puede usar en todo momento”, finalizó Parola.

 

fuente: sin mordaza

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!