Sábado 27 de Noviembre de 2021

Hoy es Sábado 27 de Noviembre de 2021 y son las 03:15 ULTIMOS TITULOS:

31 de marzo de 2020

La cosecha de girasol tuvo una campaña histórica en el centro norte santafesino

Los factores que promovieron el gran rendimiento productivo fueron el buen clima, rindes altos y buenos precios de cosecha.

El girasol tuvo una campaña histórica en el centro norte santafesino que arrojó como resultado un récord de producción para la zona y márgenes positivos -antes de impuestos- tanto en campo propio como arrendado. A pesar de haberse sembrado y cosechado una superficie menor, los excelentes rindes redundaron en el mayor volumen recolectado desde que se tiene registro. Esto se combinó con buenos precios para el grano gracias a la recuperación del valor del aceite en el mercado internacional.

A fines de febrero, se dio por finalizada la campaña 2019/20 de girasol en el centro-norte de la provincia de Santa Fe, en la cual se logró un récord productivo histórico para los doce departamentos que componen el área de estudio del Sistema de Estimaciones Agrícolas (SEA).

En la región, la implantación con girasol fue de 108.500 hectáreas, lo cual determina un decrecimiento del 11,9% respecto a la campaña 2018/19. En relación al área cosechada (108.000 ha), esta caída fue de sólo el 1,5%, gracias a que las condiciones climáticas acompañaron el ciclo evolutivo.

Sin embargo, la producción total de la región fue de 248.365 toneladas, constituyendo un máximo desde que se tiene registro. Respecto de la campaña previa, representó un aumento del 7,9% respecto a la campaña 2018/19.

“Durante todo el ciclo del cultivo se observaron condiciones climáticas favorables que permitieron un muy buen crecimiento y desarrollo del mismo, lo cual permitió que los rendimientos obtenidos se encuentren por encima de los promedios históricos y una producción total que constituyó un máximo desde que se tiene registro”, sostiene un informe elaborado por el Centro de Estudios y Servicios (CES) de la Bolsa de Comercio de Santa Fe.

Así, los rendimientos promedio por hectárea alcanzaron los 23 quintales, un 9,5% más respecto a la campaña previa y un 12,9% por encima del promedio de los últimos cinco ciclos agrícolas. Por su parte, la producción alcanzó el máximo desde que se tiene registros, 248.365 toneladas de grano en el área de estudio, lo que implica un aumento del 7,9% respecto a la campaña 2018/19.

 

 

fuente: sin mordaza

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!