Lunes 17 de Mayo de 2021

Hoy es Lunes 17 de Mayo de 2021 y son las 12:36 ULTIMOS TITULOS: Godoy Cruz le arruinó la fiesta a San Martín y se quedó con la victoria / Jóvenes voluntarios realizaron tareas de higiene urbana y difusión sanitaria en Florencio Varela / PabloTrapero ganó el León de Plata en Venecia / San Lorenzo defiende la punta en el clásico ante Huracán con todo el Ducó en contra / Scioli respaldó la continuidad de Fútbol para Todos y se diferenció de los dirigentes de Cambiemos / Independiente se dio el gran gusto y goleó a Racing ante su gente / Olimpo recibe a Sarmiento en Bahía Blanca / Atrapamiento y recuperación del alma / Messi marcó el gol del triunfo ante el Atlético de Madrid / El desmesurado universo de la literatura fantástica / Castro: "La victoria de Corbyn expresa el rechazo a las políticas de austeridad que afectan a los que menos tienen" / Sin escapatoria en la frontera sur de Hungría / Francisco criticó el sistema actual "que desplazó al hombre del centro y puso al dinero" / El jefe del ELN ratificó la disposición a negociar pero advierte sobre la reedición de una "coordinadora guerrillera" / Recordarán en Entre Ríos al milagrero Lázaro Blanco, a 129 años de su muerte / Argentinos recuperó la sonrisa y le ganó a Nueva Chicago de visitante / Nostalgia de las relaciones carnales / Scioli convocó a "ir hacia adelante a partir del 25 de octubre y no para atrás" / Macri prometió "universalizar un ingreso ciudadano" y fijó como meta el "hambre 0" / Ahora 12 superó los 30.000 millones de pesos en ventas /

CORONAVIRUS

24 de marzo de 2020

Carta de una periodista italiana a los argentinos: “Su ADN solidario puede salvarlos de la tragedia del coronavirus”

Nunzia Locatelli, periodista e investigadora premiada, nació en Bergamo, la ciudad que hoy tiene el triste record de ser la que suma más muertes por el Covid-19. Con una relación estrecha con nuestro país, escribió este conmovedor texto sobre el virus que azota a su tierra y al mundo. Y explica por qué la solidaridad puede ayudar a contener la pandemia en nuestra tierra

“Se está como de otoño sobre los árboles las hojas”

Queridos amigos argentinos,

¿Qué poesía de Ungaretti podría resumir de mejor forma lo que estamos pasando los italianos en este momento? El coronavirus en Lombardía está haciendo desaparecer toda una generación, hombres y mujeres entre los 70 y 80 años.

Bergamo se ganó el triste registro de la ciudad con más muertos en el mundo, segunda después de Wuhan en China. Son Casi 400 los muertos por semana, en constante aumento. Una matanza.

 

Yo nací en Bergamo, allí vive mi familia, mis amigos. El ritmo de el hacha negra es constante, cada media hora un entierro, en soledad y apuro, las funerarias no dan abasto. Una larga cola de camiones del Ejército hace su macabro desfile. Los soldados se encargan de sacar los cuerpos sin vida de los hospitales y llevarlos a otras provincias cercanas: el horno crematorio de la ciudad puede ocuparse solo de una docena de cadáveres por día.

Hace tres días el Covid-19 se llevó mi primo Antonio ¡no pensaba que podía pasarle a alguien de mi familia! En Bergamo no se ven sonrisas. La cara del bergamasco, que normalmente es demasiado seria y poco acostumbrada a las carcajadas, se agacha al escuchar la sirena de las ambulancias que es una constante en el profundo silencio de la cuarentena.

Hace dos días que la curva de crecimiento del virus en Italia estaba bajando pero hoy un número muy alto de personas que se fueron, 743 en 24 horas, nos hace pensar que es muy temprano decir que vemos una luz en la oscuridad.

Una cosa sola es cierta: la única vacuna es una rigurosa y firme cuarentena.

Hay también noticias asombrosas. En la reanimación del hospital de Brescia se están acabando las válvulas de equipos para el suministro de oxigeno. No hay repuestos, la entrega sería a largo plazo.

En Bérgamo, Italia, los camiones del Ejército llevan cientos de ataúdes de los muertos en la pandemia (Sergio Agazzi/Shutterstock)

En Bérgamo, Italia, los camiones del Ejército llevan cientos de ataúdes de los muertos en la pandemia (Sergio Agazzi/Shutterstock)

A la directora del diario “Giornale di Brescia” al tanto de la situación, se le ocurre una idea genial. Llama a Massimo un amigo físico y experto en tecnología. Tímidamente le cuenta lo que se le ocurrió. Él piensa y reflexiona. Massimo con su colega Cristian van al hospital. Cristian dibuja con la computadora la válvula y la imprime con su impresora 3D. Una idea loca y desesperada que funciona. Faltan las certificaciones sanitarias pero frente a una persona que se está apagando no podés esperar un sello. No son válvulas, son vidas.

Italia es un Bunker. Para escaparse de la soledad inventaron unos flash mob como los que ahora se están haciendo en argentina a las 9 de la noche. Yo no canto. Acá en Buenos Aires donde vivo y en el conurbano se escuchan música y cantos, pero no son flash mob, son el desafinado ruido de gente que se reúne. Este circo de irresponsables, unos de los cuales recién llegados de las zonas infectadas, que tendrían que estar blindados en casa, en la literatura estarían en el Infierno de la Divina Comedia de Dante Alighieri, en circulo de los traidores. Serían los griegos que expugnan Troya dejando como regalo el famoso Cavallo. Se llamarían “Untori”, difusores de la peste, según lo que escribía Alessandro Manzoni nei “Promessi sposi”.

Nunzia Locatelli, es una reconocida periodista e investigadora italiana

Nunzia Locatelli, es una reconocida periodista e investigadora italiana

Dejamos de lado los libros y aterrizamos a la realidad de hoy en Argentina. Es responsabilidad nuestra no difundir el virus yendo por la calle sin válido o grave motivo, rodeándonos de gente, rompiendo el aislamiento. Me contaron de bestias que en una vereda de capital armaron un asado y intoxicaron un asilo de ancianos, escena de un moderno Decameron.

En unas semana pueden colapsar los hospitales, como en Italia y España. Argentina tendrá que inventarse nuevos lugares para poner una sala de emergencia, lugares para aislamiento total. Ya imagino la Rural, que en lugar de la Feria del Libro o de la ganadería, se transforma en un hospital de campo, como la Feria de Milán.

El gobierno está tomando medidas sensatas, urgentes y necesarias. Estamos a tiempo todavía para accionar con mano más dura para que la gente no salga de sus casas. Tenemos que ser rigurosos.

Ustedes los argentinos son un gran pueblo, fuerte, solidario, resiliente, han salido de situaciones oscuras y catastróficas. Hay que apelar a esta solidaridad que está en su ADN, cuidarse y cuidar al otro. Será lo único que nos va a sacar adelante todos en este momento. Quedémonos en casa.

Los quiero mucho amigos argentinos.

 

 

FUENTE: INFOBAE

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!