Lunes 30 de Enero de 2023

Hoy es Lunes 30 de Enero de 2023 y son las 04:36 -

SANTA FE

27 de junio de 2022

El 91% de los jóvenes que terminan la secundaria quiere seguir estudiando y solo un 30% lo consigue

Un estudio realizado por una agrupación política local advierte sobre el impacto de la pandemia y los efectos que tuvo en las actividades de los jóvenes

Un estudio realizado mediante una encuesta por una agrupación política reveló que el 91 por ciento de los jóvenes que terminan la secundaria pretenden seguir estudiando pero que solo un 30 por ciento de ellos lo consigue por diferentes fenómenos sociales o económicos.

El informe describe que ese porcentual alto de discontinuidad en materia de estudios, está fuertemente relacionado al fenómeno de la pandemia y los efectos que tuvo en las actividades educativas.

La encuesta reflejaron que el 21,5% de los jóvenes se encontraron con dificultades a la hora de cursar sus estudios en la modalidad remota o virtual; que el 15% manifestó tener dificultades en relación a la socialización y la inclusión en general; y que el 14% declaró padecer alguna dificultad económica que coartó la posibilidad de continuar con sus procesos de formación.

El relevamiento fue realizado por los militantes del espacio político Juventud Radical Por el Ruso e incluyó a más de 200 jóvenes de la ciudad de Santa Fe. Tuvo en cuenta siete ejes centrales: ocupación, educación, familia, salud, uso del espacio público, deportes y cultura.

Con respecto a la salud y su afectación por el Aspo, el documento describe que el 24% expresó que “sintió efectos un tanto negativos” en su salud mental y física. El 61% de los encuestados manifestó no poseer obra social.

El proceso de recolección de información duró seis meses (diciembre 2021 a mayo 2022) y se tomó como muestra poblacional a jóvenes que desempeñan sus estudios y/o actividades en escuelas, clubes deportivos, asociaciones vecinales, entre otras instituciones. El muestreo de casos corresponde al distrito suroeste de la ciudad que comprende los barrios: Centenario, San Lorenzo, Santa Rosa de Lima, Sur, 12 de Octubre, Roma, Alfonso, Centro y Varadero Sarsotti.

“Este recorte territorial se relaciona con dos cuestiones: en primer lugar, la referencia y cercanía que tenemos con las instituciones desde nuestro espacio de trabajo, y en segundo lugar, por la heterogeneidad que este distrito representa, contextos y actores con multiplicidad de realidades”, expresaron representantes de la JR Por el Ruso.

Julieta Maglianesi, presidenta de la JR Por el Ruso, expresó: “Estamos ante una situación crítica porque no se está atendiendo la realidad de los jóvenes. Nos parece fundamental que el Estado intervenga de manera activa con iniciativas que motiven a los jóvenes a seguir estudiando o seguir formándose luego de terminar el secundario. Debe existir una oferta de talleres o cursos inmediatos para continuar la capacitación de los jóvenes”.

Camila Kozol, integrante de la JR acotó: “Los jóvenes estamos motivados y con necesidad de adquirir educación y habilidades para que las dificultades se conviertan en oportunidades. Actualmente es difícil que el mercado laboral pueda absorberlos en su tejido si no tienen las herramientas necesarias para desenvolverse de manera eficiente”.

“Este informe viene a dar estadísticas reales de los temas que los jóvenes necesitan que el Estado atienda. Desde nuestro espacio, tomamos la iniciativa porque entendemos que es prioritario conocer qué intereses nos motivan, para luego pensar y diseñar políticas que incluyan y promuevan espacios, proyectos y/o programas por, para y desde las juventudes”, concluyó Maglianesi.

Salud

Otro de los ejes abordados por el relevamiento fue la salud y su afectación por el Aspo. En este sentido, el 24% expresó que “sintió efectos un tanto negativos” en su salud mental y física.

El 61% de los encuestados manifestó no poseer obra social. De este dato se desprende que, tanto los integrantes de esa franja de población como sus progenitores, no cuentan con un trabajo formal (en blanco), por lo tanto carecen de cobertura de salud.

En este sentido, Camila Kozol remarcó: “El 29% de los encuestados afirmó que no concurre a los centros de atención primaria de la salud. Del 71% restante, solo 24 personas lo hacen de forma frecuente. El resto cuando tienen alguna necesidad puntual. De estos datos se desprende que hay un desconocimiento importante de la función que deben cumplir estas instituciones. No lo reconocen como un lugar para hacerse controles anuales de salud, para obtener pastillas, o simplemente para realizar alguna consulta relacionada a la salud mental u cualquier otro tipo de prestación”.

Programas sociales y el espacio público

Una de las conclusiones más llamativas del informe se desprende de los datos recolectados respecto a la inclusión en programas sociales. En este sentido, el 67,5% no recibe ninguna ayuda del Estado. Aquellos que sí perciben un ingreso otorgado por el gobierno, que corresponde al 35% de la muestra, lo hacen mayoritariamente en programas como “Asignación Universal por Hijo” y “Progresar”.

La utilización del espacio público arrojó que el 81% de los jóvenes utiliza el espacio público. Sin embargo, reconocen que existe un gran problema en torno a la seguridad de los mismos. Advierten que existe un precario mantenimiento de esos entornos, falta de limpieza o en algunos casos, un completo abandono que trae aparejado vandalismo, situaciones de inseguridad y violencia callejera.

Fuente:Uno Santa Fe

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!