Lunes 5 de Diciembre de 2022

Hoy es Lunes 5 de Diciembre de 2022 y son las 12:19 -

2 de noviembre de 2022

El sector porcino logra sostenerse gracias al gran consumo local

Aunque registró un leve retroceso en lo que va del año, el nivel productivo de la actividad se mantiene firme. Es por la fortaleza del consumo en el país.

El sector porcino mantendrá su producción en elevados niveles este año por la fortaleza del mercado interno. Así lo planteó Alejandro Ovando, director de IES Consultores, y señaló que “a pesar de la reciente caída, las exportaciones podrían volver a retomar su curso previo”.

Según el último relevamiento realizado por IES, la reciente liquidación de stocks por parte de los productores chinos generó una sobreoferta en su mercado interno en el corto plazo pero al mediano y largo plazo eso puede ser positivo.

“Al disminuir su stock porcino implica que a futuro la producción será menor como consecuencia de menor disponibilidad de reproductoras”, indicó el reporte, en el que se considera que China volvería a incrementar su demanda a mediano plazo, “una vez que se haya superado el problema actual de corto plazo”.

También advirtió que la concentración de países de destino de exportaciones es algo a tener en cuenta ya que si suceden problemas de estas características como lo ocurrido en China, “se podría ralentizar la producción en el futuro”.

Larga expansión

Luego de haber marcado un récord productivo durante 2021 y tras once años consecutivos de crecimiento a una tasa anual promedio del 8%, la producción porcina en Argentina exhibe un leve retroceso este año, según detalló IES.

En el acumulado de los ocho primeros meses de 2022, la producción porcina exhibió una caída anual de 1,1% (461 mil toneladas), mientras que la faena registró una recuperación anual de 1,3% (503 mil cabezas). Este ajuste productivo obedece al derrumbe de las exportaciones (con un peso de 5,6% de la producción en 2021), ya que el consumo interno sigue exhibiendo un crecimiento sólido en lo que va de 2022.

“El sector porcino mantendrá sus niveles productivos en elevados niveles en 2022, sostenido por un mercado interno como principal factor de demanda, e incluso podría revertir el flojo inicio de año y alcanzar un leve crecimiento en 2022”, indicó Ovando.

En cuanto al consumo entre enero y agosto de este año, el aparente alcanzó las 498 mile toneladas y volvió a marcar un nuevo crecimiento (5,5%) respecto a un año atrás y se encamina nuevamente a marcar un récord histórico.

En términos per cápita el avance fue de un 4,6%, con un promedio de 16,3 kilos por habitante en estos meses.

   

“El consumo interno de carne porcina verificó un crecimiento sostenido en los últimos veinte años. La mejora en la relación entre el precio del cerdo y el precio de la carne vacuna resultó clave para favorecer el creciente consumo interno en sustitución de la ingesta de carne vacuna, en un contexto de fragilidad en el poder adquisitivo de la población”, apuntó el informe de IES Consultores.

En cambio, la situación fue distinta respecto del comercio exterior. “En los ocho primeros meses de 2022, las exportaciones siguieron en picada con una fuerte descenso, tanto en valores (-87,7%) como en cantidades (-76,8%), al totalizar apenas u$s 6,2 millones y 6 mil toneladas”.

Si bien la apertura del mercado chino a la carne de cerdo argentina fue el hecho que permitió afianzar las ventas externas desde 2018 a 2020, desde el segundo semestre de 2021 las compras de China se desmoronaron por una sobreoferta interna y liquidación de stocks. Por otro lado, “en 2020 las retenciones a las exportaciones bajaron del 9% al 5%, mejorando márgenes”, aseguró IES.

En los primeros ocho meses de 2022 el saldo fue deficitario en u$s 79,1 millones. El precio medio de importación es superior al de exportación, ya que se compran principalmente cortes específicos, chacinados y embutidos, pero también genética para la reproducción.

Los precios

Por otra parte, los precios mayoristas del capón acumularon un crecimiento del 31,2% al mes de agosto de 2022, e iniciaron el año con un aumento por debajo de la velocidad del resto de los precios de la economía.

“Los problemas de sobreoferta interna parecerían haberse solucionado en los últimos meses, ya que el precio del capón creció 19,5% en apenas dos meses”, indicó el informe. Además, “subió un 69,5% interanual durante agosto”, agregó.

“La calma de los precios internacionales durante los últimos meses, junto con el precio del cerdo recuperando en el margen, generó que la rentabilidad mejore en el margen”, afirmó.

Con respecto a los precios minoristas, el precio del cerdo, según la medición del corte pechito de cerdo que sigue el IPCVA, acumula una suba de 38,5% a agosto del corriente año, por encima del avance de la carne vacuna (27,8%), pero por debajo de la carne aviar (69,8%), y a la inflación general a nivel nacional (56,4%). Este contexto favorece el consumo de carne porcina.

Fuente:Agro Clave

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!