Miércoles 18 de Mayo de 2022

Hoy es Miércoles 18 de Mayo de 2022 y son las 14:07 -

25 de abril de 2022

Lo matarifes acusan: la informalidad "de fiesta" y el gobierno "de siesta"

La cámara sectorial denunció que "las autoridades miran para otro lado" ante "miles de carniceros que operan en negro", generando una competencia desleal y encarecimiento del producto para el consumidor.

En su informe mensual, la Cámara Argentina de Matarifes y Abastecedores (CAMyA) acusó con dureza al gobierno nacional de desconocer un circuito informal de comercialización de carne, con el consiguiente perjuicio para los actores del negocio que cumplen con todas las obligaciones y para los consumidores que terminan pagando un producto más caro.

"Mientras las autoridades miran para otro lado", afirmó el titular de la entidad, Leonardo Rafael, "miles de carniceros que operan en negro, bajo el amparo de monotributos falseados". Así, dijo, obligan a los matarifes y abastecedores a venderles sin la documentación legal de amparo, "lo que genera inevitablemente un alineamiento con la evasión que afecta a todos los eslabones y llega incluso hasta el productor ganadero". 

En la editorial que lleva su firma, Rafael sostiene que la Dirección de Control Comercial Agropecuario -dependiente del Ministerio de Agricultura Ganadería y responsable de administrar el RUCA- les sigue exigiendo requisitos "que se tornan incumplibles". Mientras, "en la otra vereda, vemos un desfile de matrículas de operadores informales, que las alquilan al solo efecto de evadir impuestos. Los responsables, a todas luces insolventes, terminan estafando al Estado y desaparecen de la actividad periódicamente, para luego repetir este modus operandi".  

Para la CAMyA la operatoria "no es novedosa" y ha sido denunciada ante las autoridades muchas veces. Aseguran que la evasión hace que sea imposible el funcionamiento normal de los mercados, por la competencia desleal que generan y por distorsionar costos y precios. "El consumidor termina comprando carne cara y de origen desconocido", aseguran. "Tampoco tenemos respuestas de AFIP", sostiene la cámara, a sus propuestas de simplificación del sistema impositivo "que empiecen a normalizar el canal minorista".

Lamentan los matarifes que "las culpas siempre recaen sobre los eslabones formalizados del negocio", que por ejemplo sufren la insistencia de las autoridades para la implementación del Remito Electrónico. "Nos hacen responsables a quienes estamos inscriptos y trabajamos en regla, pero pasan por alto a las carnicerías que no aceptan remitos ni facturas en blanco. Estos comercios no resistirían una simple inspección para justificar sus ventas y condición de monotributistas".  

Finalmente, en su editorial Rafael dice comprender que "muchas veces lo urgente hace que no se pueda atender lo importante", pero se pregunta cuando las autoridades se ocuparán de estas cuestiones. "Su solución depende solo de ellos". 

Sin soluciones a la vista, "el tiempo pasa, y mientras tanto la informalidad no se toma descanso y crece".

Fuente:Campo Litoral

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!