Lunes 6 de Febrero de 2023

Hoy es Lunes 6 de Febrero de 2023 y son las 23:08 -

SANTA FE

15 de diciembre de 2020

Prestadores de la salud, en emergencia y con un pedido urgente al Gobierno

Advirtieron que si no hay respuestas, la atención en enero se verá afectada. Son 5.500 empresas de salud en todo el país.

Hospitales y clínicas privadas, institutos de diagnóstico médico, laboratorios, geriátricos, establecimientos psiquiátricos y otros prestadores de salud se declararon en emergencia. En un comunicado difundido este lunes afirmaron que, de no haber medidas urgentes, "no contarán con los recursos necesarios para atender con normalidad a partir de enero".

Las ocho cámaras (Adecra, Cedim, Cepsal, Confeclisa, Cadime, AAEG, Cacep y FEM) que agrupan al sector en la Federación Argentina de Prestadores de Salud (FAPS) reclamaron al Gobierno nacional una respuesta urgente ante la proyección de un 2021 con recursos faltantes y un gremio en crisis. De acuerdo a estadísticas de la Federación, en todo el país el colectivo atiende a siete de cada 10 personas.

Guillermo Lorenzo, integrante de la Federación Argentina de Prestadores de Salud sostuvo este lunes por LT9 que "hemos sido la primera línea de trinchera en la lucha contra el Coronavirus, pero la falta de pacientes no Covid puso en crisis a las entidades".

"Desde el primer momento nos pusimos a disposición para poder asistir a la gente que lo requiriera, lo hicimos con mucho esfuerzo, nosotros ya veníamos en crisis anterior desde el 2002, y el mismo ministro González García, hizo el decreto de emergencia que se prorrogó y entramos a la pandemia en una situación delicada. Atendimos la pandemia con los recursos que teníamos, el gobierno nos fue asistiendo, y eso trajo una crisis terminal, nos puso al borde de la quiebra, esto no fue como muchos piensan el desborde de pacientes sino la falta de pacientes y el aumento de costos, estamos en un momento muy delicado", agregó.

Sin embargo, Lorenzo consideró que "fue muy bueno el diálogo, con el gobierno nacional y con las provincias, y por la falta de recursos fuimos sorteando obstáculos en todo momento, con los insumos que se fueron consiguiendo como respiradores, elementos de protección, etc. Además se entendió que había que aumentar los sueldos a los empleados y se fueron compensando con beneficios para los trabajadores como los ATP pero esto se termina el 31 de diciembre, entonces en enero vemos un abismo porque estos beneficios se terminan y representan una importante masa de dinero que habrá que sustituir".

Por último sostuvo que "invitamos a todas las cámaras a sumarse al reclamo porque no queremos dejar de asistir a la gente, y si no se definen soluciones inmediatas desde el Gobierno nacional, las instituciones deberán implementar distintos mecanismos para priorizar las atenciones médicas de acuerdo con su urgencia y complejidad".

Fuente:LT9

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!